martes, 24 de mayo de 2016

5 de Septiembre 2011



Hermanos:

Es septiembre y las uvas están por madurar...

Caribeño al fin, vine a conocer hace poco, el otoño en Milano. Lo conocí de golpe, al salir del hotel por la mañana. No hubo ningún aviso, nadie me dijo nada.  Entramos al otoño al atravesar hacia afuera la puerta del Hotel por la mañana. Ahí estaba. Los árboles desnudos, el olor a castañas, algún viento indeciso y siempre frío y la humedad presente y desalmada.  Me senté con Beatrice, con Ramón y Patricia en la colcha de hojas amarillas que esperaban  la llegada del Metro, y entendí que el otoño es funerario:

Metástasis Señor, nada que hacerle...
Fue un infarto masivo Señora, no se pudo...
Embolia fulminante, platíquele a los deudos...

Neruda era el otoño,  y era siempre amarillo...

Es tiempo de entender que hay procesos que acaban...
Mañana, en el otoño, es futuro imperfecto...
Y hay viejitos que buscan el Sol del mediodía.

La gran noticia entonces, es que la primavera,
a pesar del otoño y del invierno,
llega.

Después de los infartos...
Después de las embolias...
La primavera crece...
Es otoño y te quiero.

Luego de esas declaraciones de amor sin condiciones, es preciso incluir algún poema, que ponga al descubierto al amante interior que nos habita.

Bien, ahora a lo nuestro.

Hoy les traigo a Mario Benedetti con su Jardín Botánico

Mario
www.poemadelunes.blogspot.com




A la izquierda del roble

No sé si alguna vez les ha pasado a ustedes
pero el Jardín Botánico es un parque dormido
en el que uno puede sentirse árbol o prójimo
siempre y cuando se cumpla un requisito previo.

Que la ciudad exista tranquilamente lejos.
El secreto es apoyarse digamos en un tronco
y oír a través del aire que admite ruidos muertos
cómo en Millán y Reyes galopan los tranvías.

No sé si alguna vez les ha pasado a ustedes
pero el Jardín Botánico siempre ha tenido
una agradable propensión a los sueños
a que los insectos suban por las piernas
y la melancolía baje por los brazos
hasta que uno cierra los puños y la atrapa.

Después de todo el secreto es mirar hacia arriba
y ver cómo las nubes se disputan las copas
y ver cómo los nidos se disputan los pájaros.

No sé si alguna vez les ha pasado a ustedes
ah pero las parejas que huyen al Botánico
ya desciendan de un taxi o bajen de una nube
hablan por lo común de temas importantes
y se miran fanáticamente a los ojos
como si el amor fuera un brevísimo túnel
y ellos se contemplaran por dentro de ese amor.

Aquellos dos por ejemplo a la izquierda del roble
(también podría llamarlo almendro o araucaria
gracias a mis lagunas sobre Pan y Linneo)
hablan y por lo visto las palabras
se quedan conmovidas a mirarlos
ya que a mí no me llegan ni siquiera los ecos.

No sé si alguna vez les ha pasado a ustedes
pero es lindísimo imaginar qué dicen
sobre todo si él muerde una ramita
y ella deja un zapato sobre el césped
sobre todo si él tiene los huesos tristes
y ella quiere sonreír pero no puede.
Para mí que el muchacho está diciendo
lo que se dice a veces en el Jardín Botánico
ayer llegó el otoño
el sol de otoño
y me sentí feliz
como hace mucho
qué linda estás
te quiero
en mi sueño
de noche
se escuchan las bocinas
el viento sobre el mar
y sin embargo aquello
también es el silencio
mírame así
te quiero
yo trabajo con ganas
hago números
fichas
discuto con cretinos
me distraigo y blasfemo
dame tu mano
ahora
ya lo sabes
te quiero
pienso a veces en Dios
bueno no tantas veces
no me gusta robar
su tiempo
y además está lejos
vos estás a mi lado
ahora mismo estoy triste
estoy triste y te quiero
ya pasarán las horas
la calle como un río
los árboles que ayudan
el cielo
los amigos
y qué suerte
te quiero
hace mucho era niño
hace mucho y qué importa
el azar era simple
como entrar en tus ojos
déjame entrar
te quiero
menos mal que te quiero.

No sé si alguna vez les ha pasado a ustedes
pero puedo ocurrir que de pronto uno advierta
que en realidad se trata de algo más desolado
uno de esos amores de tántalo y azar
que Dios no admite porque tiene celos.

Fíjense que él acusa con ternura
y ella se apoya contra la corteza
fíjense que él va tildando recuerdos
y ella se consterna misteriosamente.

Para mí que el muchacho está diciendo
lo que se dice a veces en el Jardín Botánico
vos lo dijiste
nuestro amor
fue desde siempre un niño muerto
sólo de a ratos parecía
que iba a vivir
que iba a vencernos
pero los dos fuimos tan fuertes
que lo dejamos sin su sangre
sin su futuro
sin su cielo
un niño muerto
sólo eso
maravilloso y condenado
quizá tuviera una sonrisa
como la tuya
dulce y honda
quizá tuviera un alma triste
como mi alma
poca cosa
quizá aprendiera con el tiempo
a desplegarse
a usar el mundo
pero los niños que así vienen
muertos de amor
muertos de miedo
tienen tan grande el corazón
que se destruyen sin saberlo
vos lo dijiste
nuestro amor
fue desde siempre un niño muerto
y qué verdad dura y sin sombra
qué verdad fácil y qué pena
yo imaginaba que era un niño
y era tan sólo un niño muerto
ahora qué queda
sólo queda
medir la fe y que recordemos
lo que pudimos haber sido
para él
que no pudo ser nuestro
qué más
acaso cuando llegue
un veintitrés de abril y abismo
vos donde estés
llévale flores
que yo también iré contigo.

No sé si alguna vez les ha pasado a ustedes
pero el Jardín Botánico es un parque dormido
que sólo despierta con la lluvia.

Ahora la última nube ha resuelto quedarse
y nos está mojando como alegres mendigos.
El secreto está en correr con precauciones
a fin de no matar ningún escarabajo
y no pisar los hongos que aprovechan
para nadar desesperadamente.

Sin prevenciones me doy vuelta y siguen
aquellos dos a la izquierda del roble
eternos y escondidos en la lluvia
diciéndose quién sabe qué silencios.

No sé si alguna vez les ha pasado a ustedes
pero cuando la lluvia cae sobre el Botánico
aquí se quedan sólo los fantasmas.

Ustedes pueden irse.

Yo me quedo.

martes, 31 de diciembre de 2013

Mis doce uvas







Hermanos:

 

Cuando era pequeño, en la fiesta de año nuevo, la familia se reunía al filo de la media noche y entre los abrazos y los doce cañonazos que anunciaban el nuevo año, cada quien tomaba una docena de uvas, una por cada mes del año, y cañonazo tras cañonazo la comía expresando muy quedo algún deseo.

 

Aquí van mis doce uvas del 2014. Apenas varían en tres o cuatro deseos de los expresados el 31 de diciembre de 2013, pero valen y los presento.

 

 

El Sueño:

 

1.    Precisamente porque soñamos, tenemos derecho a la utopía.

 

2.    Lo que nos une como sociedad, como dominicanos, es un sueño compartido.

El trabajo comunitario no remunerado fortalece ese sueño y lo hace más visible.

 

3.    Tengo la certeza de compartir un sueño con millones de dominicanos; a mi no me van a incluir en la dinámica del miedo.

 

4.    "Tu y yo somos hermanos, y del mismo cubil. Mi rastro va junto a  tu rastro, mi caza es para ti"  (canción scout)

 

El Compromiso:

 

5.    La democracia es dialogo permanente, no puede ser monólogo de los gobernantes con una respuesta tartamuda, de los gobernados, cada cuatro años.

 

6.    Tenemos que lograr un repudio social a la corrupción tal, que los ladrones no tengan nido.

 

7.    Tenemos que llegar a un nivel de empoderamiento, a un ejercicio de ciudadanía capaz de decir a los gobernantes: Gobiernen bien, porque de lo contrario estaremos en las calles y así no van a poder gobernar.

 

8.    En este mundo en el que con muy poco esfuerzo todos podemos estar interconectados y comunicados, cabe preguntarse: ¿Por qué necesito que alguien me represente si yo mismo puedo representarme?  Las redes sociales y las calles!!! Es previsible el fin de los partidos.

 

El ser humano:

 

9.    El agua en su camino al mar algunas veces dice: Quiero ser lago. Para eso se impone libremente limitaciones: Yo no sobrepaso esas cumbres, dice, yo soy lago. Las limitaciones impuestas libremente definen y le dan contenido al ser humano. El ser humano sin límites impuestos libremente se diluye en el mar de la existencia.

 

10. "La felicidad consiste en un estado interior de alegría al comprobar que nuestra personalidad, nuestros valores y nuestro proyecto de vida, nos han llevado por un camino en el que hemos hecho, con nuestras vidas, el mayor bien posible y el menor mal consciente" ( Enrique Rojas)

 

11. Al tomar decisiones, un sí a algo es necesariamente un no a muchas otras cosas. Si decido navegar Norte, todo lo que esté al Sur no está en mis planes.  Por otra parte, la última palabra es del corazón. Cualquier decisión que no es capaz de  pasar la prueba del intelecto se cae, no es válida; pero no basta, esa decisión que ya ha pasado la prueba del intelecto, debe ser pasada por el corazón:  ¿Cómo me siento si decido A? Tendré que mentir luego de decidir A? ¿Seré un poco menos yo luego de A? Esas respuestas nada tienen que ver con el intelecto, son respuestas del corazón. Si el corazón dijo que sí, el corazón aunque mal pagues. Si el corazón dijo que no, el corazón aunque mal pagues.

 

12. Para dejar a una mujer con rabia y llorando, basta ser cobarde. Para dejarla complacida y enamorada hay que ser muy hombre.

 

 

Hasta aquí las doce uvas. 


Feliz año 2014. Bendiciones para todos.


Un gran abrazo que nos una.


Ahora un poema que nos ayude a despedir el año 2013 y a dar la bienvenida al 2014.


Mario



Vencidos


Por la manchega llanura

se vuelve a ver la figura

de Don Quijote pasar.


Y ahora ociosa y abollada

va en el rucio la armadura

y va ocioso el caballero,

sin peto y sin espaldar.


Va cargado de amargura,

que allá encontró sepultura

su amoroso batallar.


Va cargado de amargura,

que allá quedó su ventura,

en la playa de Barcino,

frente al mar.


Por la manchega llanura

se vuelve a ver la figura

de Don Quijote paasr.


Va cargado de amargura,

va vencido el caballero

de retorno a su lugar.


¡Cuántas veces, Don quijote,

por esas mismas llanuras,

en horas de desaliento, 

así, te miro pasar!

¡Y cuántas veces te grito: 

Hazme un sitio en tu montura

y llévame a tu lugar!


¡Hazme un sitio en tu montura

caballero derrotado,

hazme un sitio en tu montura

que yo también voy cargado 

de amargura

y no puedo batallar!


Ponme a la grupa contigo,

caballero del honor,

ponme a la grupa contigo

y llévame a ser contigo,

contigo pastor.


Por la manchega llanura

se vuelve a ver la figura

de Don Quijote pasar.






PD: La foto es de hermanos entrañables de la Coalición Educación Digna, una experiencia real de cómo tendrá que ser la sociedad que pueda sustentar la "Vida Digna"


-- 
"Precisamente porque soñamos, tenemos derecho a la utopía; y la vida carece de sentido cuando no la vivimos persiguiendo el sueño"


domingo, 14 de julio de 2013

Lunes 15 de julio de 2013








Hermanos:

La entrega de hoy será la última de poema de lunes. Sucede que quiero darle forma a todo lo que tengo escrito y que he publicado en los dos blogs que mantengo, "Poema de lunes" y "Quijoteurbano", para publicar un libro con lo mejor de ambos blogs. Ese proyecto requiere mucho trabajo porque me gustaría que la obra tuviera un hilo conductor y no es tan fácil si tomamos en cuenta que cada entrada del blog responde a una situación particular. Escribir una cuartilla, si se quiere hacer bien, toma tiempo. Cada entrega de "poema de lunes" me obliga a investigar, a leer; y luego producir la cuartilla o cuartilla y media me toma no menos de dos horas. De manera que  puedo pasar  cuatro o cinco horas del domingo, y en ocasiones quizás más,  frente al computador produciendo la entrega de ese lunes.

La idea es trabajar el nuevo proyecto del libro en el tiempo que actualmente dedico los domingos a producir "poema de lunes".

Quiero agradecerles su compañía, sus comentarios, el diálogo que hemos mantenido durante estos casi siete años. Para mi ha sido una experiencia vital.

Estoy seguro de que seguiré escribiendo porque la meta es conquistar el sueño, que está lejos aún, y el corazón lo sabe; pero ya no será con el rigor del lunes. Hoy cierra "Poema de lunes". Todo lo que escriba a partir de hoy lo publicaré en www.quijoteurbano.blogspot.com  y esa publicación también aparecerá en Twitter y en Facebook. De manera que es muy fácil mantener el contacto:

Correo electrónico: quijoteurbano@gmail.com
Página web: www.quijoteurbano.blogspot.com
Facebook: Mario Bergés
Twitter:  @quijoteurbano

Gracias del alma por estos siete años.

Bien, ahora a lo nuestro.

Hoy les traigo a Quijoteurbano, discreto poeta con terror a la publicidad.

Que tengan bonita semana.

Mario
www.poemadelunes.blogspot.com
www.quijoteurbano.blogspot.com

@quijoteurbano


Quijoteurbano

Quijoteurbano,
oficio de este humilde
dominicano.

Mi Dulcinea,
como patria o bandera
dentro me ondea.

A mis molinos
yo los voy combatiendo
por el camino.

Cuando empezamos
no había ricos ni pobres
tan solo hermanos.

Llegó la muerte
y para los humanos
cambió la suerte.

La muerte andaba
feliz con las traiciones
que provocaba.

Lo producido
dejó de ser de todos:
nació el jodido.

Y así, igualmente,
cuando nació el jodido
nació el pudiente.

Miles de años
de una historia de luchas
y desengaños.

Hemos llegado
a una llaga que ofende
al Ser Humano.

Prostituidos:
las niñas y los niños
de los jodidos.

Prostituyentes:
los hombres y mujeres
de los pudientes.

Mañana sigo.
Ha llegado la noche,
yo busco abrigo.



Se detienen los días

¿Se detienen los días en esas tardes
en que logro estar cerca de la tumba?
¿O es que tanta ilusión no se comparte
con la triste realidad que la secunda?

¿Qué secreta nostalgia se despierta
cuando herida a traición la tarde muere?
Y se levanta, y sabe lo que quiere,
y me sale a buscar y al fin me encuentra:

Un niño con su caja limpiabotas,
un albañil azul y cabizbajo,
un policía de gris y de derrota,
una mujer que inicia su trabajo.

¿Quién puede armonizar las ilusiones
con la verdad tan triste de esta suerte?
La tarde está matando corazones,
así es como se venga de su muerte.



Amor de mar y monte

Mariposa y coral de mis delirios
roce de piel que apenas..., tierno roce.
Mi ramita de amor, mi coralillo
y este grito sin eco de mis noches.

Dame la sal, la pulpa de tus senos.
Dame la mar, tu musgo de hembra en celo.
Quememonos al Sol de este Caribe
que el alma a flor de piel y amando ¡Vive!

Este amor, mar de abril, que me condena;
quisiera se aquí, colgado de esta pena,
mariposa y volar a tus dominios;
abrigarte de azul en mis delirios
y morir abrazado a esta quimera.


Amor marino

I

El velero está en puerto
No he podido zarpar
Y todo cuanto siento
Me convoca a la mar.

II

Si la voz se me quiebra,
Si me falta el oxígeno,
Si un silencio se adueña,
Vas conmigo.

III

Porque no puedo más, porque naufrago,
He encallado mi barca en tus orillas.

IV

Dame ese abrazo azul de caracolas,
lo llevaré conmigo eternamente.




--
"Precisamente porque soñamos, tenemos derecho a la utopía; y la vida carece de sentido cuando no la vivimos persiguiendo el sueño"

domingo, 7 de julio de 2013

Lunes 8 de julio de 2013





Hermanos:

Latinoamérica es una realidad histórica y cultural de pueblos hermanos, con un origen común y el sueño de un futuro compartido.

Para nosotros, ofende tanto un Pinochet de Chile como un desembarco de tropas norteamericanas en Santo Domingo; nos hiere tanto la muerte de Maurice Bishop y la invasión de Granada como la toma de la mitad de la calle Leopoldo Navarro en Santo Domingo, aduciendo en ambos casos, tanto en Granada como en Santo Domingo, razones de seguridad nacional del Estado más poderoso del planeta frente a dos poblaciones indefensas y no beligerantes. Así no hay quien pueda y como dice este pueblo sabio "Lo mucho, hasta Dios lo ve."

Hay hombres y mujeres que nos marcan con sus actos, sus palabras; nos dan herramientas para discernir las distintas opciones que presenta la vida. En mi caso, uno de esos seres humanos fue Juan Bosch, dominicano para quien la patria era servicio y no negocio. A principios de los ochenta, oyéndolo a él me formé un juicio que estoy seguro que fue obra suya, aunque no puedo asegurar que fueran esas sus palabras. Ese juicio dice: "Ante un conflicto cualquiera entre un país latinoamericano y otro país no latinoamericano, a mi no me pregunten de qué lado estoy. Yo estoy en la trinchera de mi hermano latinoamericano."

A un Presidente nuestro, a Evo Morales, lo sometieron a unas horas de humillación que también humilla a toda nuestra América, ojo,  a la nuestra.

Una aclaración necesaria antes de continuar: Todos los pueblos del mundo comulgan porque en su más profunda intimidad hay un sueño común que los mueve. Nos separan los Estados, los gobiernos, que son arreglos temporales que esclavizan. En los próximos párrafos, cuando mencionemos un país, no nos estamos refiriendo a su pueblo; nos referimos a su Estado, a su gobierno.

Deshonor y vergüenza para Estados Unidos porque en su ataque a un país soberano y no en guerra, se mostró atolondrado y sin control. Actuó bajo una premisa falsa, imperdonable para el Estado más poderoso del planeta y en su desesperación comprometió a países que tenían controladas sus historias de despojos.

Vergüenza para Italia, Francia y Portugal por haber actuado como los muchachos de mandado del Imperio del Norte. Nosotros los latinoamericanos creíamos que los europeos eran otra cosa.

Vergüenza de mala madre para España y no  le digo más porque eso duele.

Aquí caben como anillo al dedo los versos de Rubén Darío, el Nica, el nuestro:

"...Mas la América nuestra, que tenía poetas
desde los viejos tiempos de Netzahualcoyotl,
que ha guardado las huellas de los pies del gran Baco,
que el alfabeto pánico en un tiempo aprendió;

que consultó los astros, que conoció la Atlántida,
cuyo nombre nos llega resonando en Platón,
que desde los remotos momentos de su vida
vive de luz, de fuego, de perfume, de amor,

la América del gran Moctezuma, del Inca,
la América fragante de Cristóbal Colón,

la América católica, la América española,
la América en que dijo el noble Guatemoc:

«Yo no estoy en un lecho de rosas»; esa América
que tiembla de huracanes y que vive de Amor,
hombres de ojos sajones y alma bárbara, vive.
Y sueña. Y ama, y vibra; y es la hija del Sol.

Tened cuidado. ¡Vive la América española!
Hay mil cachorros sueltos del León Español.

Se necesitaría, Roosevelt, ser Dios mismo,
el Riflero terrible y el fuerte Cazador,
para poder tenernos en vuestras férreas garras.

Y..., pues contáis con todo, falta una cosa: ¡Dios"

Bien, ahora a lo nuestro.

Hoy les traigo un poema particular. Es un soneto de Franklin Mieses Burgos, como he dicho muchas veces, el poeta dominicano que más hondo me cala. Aquí les dejo un soneto inédito de Franklin Mieses Burgos.

Que tengan bonita semana.

Mario
www.poemadelunes.blogspot.com
www.quijoteurbano.blogspot.com


Poesía

Justa, precisa, estricta, estructurada,
concisa, vaga, leve, estremecida,
amorosa, sensible, apasionada
desnuda, reluciente, amanecida.

Solitaria, profunda, desolada,
fresca, primaveral, humedecida,
telúrica, celeste, idealizada,
infinita, finita, sorprendida.

Atenta, desvelada, vigilante,
cavilosa, serena, delirante
humana, religiosa, grave, impía.

Enigmática, franca, misteriosa,
entrañable, ligera, vaporosa,
única, eterna, universal, Poesía.

domingo, 30 de junio de 2013

Lunes 1 de julio de 2013






Hermanos:

En la semana participé en un conversatorio con dos brillantes intelectuales latinoamericanos: Horacio Machado y Santiago Castro Gómez. El resto de los participantes  éramos un reducido grupo de todos íntimos, compañeros de sueños y de luchas.

Nos hablaron de la utopía, que lejos de ser algo sin sentido es la que nos permite repensar todo esto; porque tenemos que crear algo nuevo. No puede ser el capitalismo con su visión de "desarrollo" quien nos marque el camino, tampoco podrá ser el socialismo que hemos conocido...

El reto está en crear un nuevo modelo. Una nueva manera de relacionarnos. Ellos no lo dijeron con esas palabras pero, no es el capital el importante, no es el trabajo el importante, no es el mercado el importante... "Siempre hemos olvidado poner el acento en el hombre." Es el Ser Humano el importante.

Nos llevaron de la mano por el mundo de la expropiación y el colonialismo del Siglo XXI, la megaminería y sus secuelas, la privatización del agua, el monocultivo... Y yo pensaba, ¿Cuánto falta para que tengamos que pagarle, por respirar, a los dueños del aire?

Caminamos por el laberinto de las trampas: Yo soy alcalde de izquierda y quiero promover a los más excluidos. Preparo un programa de becas para excluidos.
  • ¿Qué saben hacer los afro-descendientes? Pues bailar. Entonces venga beca para baile.
  • ¿Qué saben hacer las mujeres? Pues bordar y cocinar. Entonces venga beca de bordado y cocina para ellas.
  • ¿Qué saben hacer los inditos? Pues hacen muy buena artesanía. Bien, venga beca de artesanos para el indio.

La trampa está en la etiqueta. Visibilidad y reconocimiento condicionados.

Apoyando la defensa de la utopía siempre decimos que "Precisamente porque soñamos tenemos derecho a la utopía" y en este espacio de "poema de lunes" soñamos con ese mundo que vio Rosana Aquaroni:  "...cuando todos vivíamos recíprocos y juntos cuidando las heridas"

Ahora a lo nuestro.

Hoy les traigo de nuevo a Rosana Aquaroni con su poema "La misma incertidumbre"

Que tengan bonita semana.

Mario


La misma incertidumbre


La misma incertidumbre 

con la que un día preciso

que ya fuiste acordando sin saberlo, 

comienza a desprenderse

la leve gasa que ocultara

                la trama de tu herida, 

una herida reciente que late sin hablar

y está tan dentro 

que tu vida depende de mantenerla viva.

Con la misma soltura

con la que cada órgano se acomoda para el parto  

y  se  abre un trecho de luz   

en mitad de tu cuerpo,   

una tarde descubres  

que no puedes contar tus cicatrices  

pues sus bordes te unen a fragmentos de otros,  

a vidas paralelas,

                     a bálsamos  de humo.   

 

Y es entonces   que esa herida se cumple   

y es más cierta que el mundo,  

nos regresa al origen,  

sus lámparas de arena,  

la palabra en el vientre,  

cuando todos vivíamos   

recíprocos y juntos  

cuidando las heridas



--
"Precisamente porque soñamos, tenemos derecho a la utopía; y la vida carece de sentido cuando no la vivimos persiguiendo el sueño"

lunes, 24 de junio de 2013

Lunes 24 de junio de 2013






Hermanos:

La quiso tanto aquella vez, hace cuarenta años,
en la sierra sagrada;
que la nombró flor de su vida eternamente.
Hoy, cuarenta años después,
él la sigue queriendo.

Los domingos en la mañana le llevo el pan a las familias de dos sobrinas y una prima entrañables y al final del recorrido le llevo el pan a mamá, que a sus noventa años vive acompañada por las visitas diarias de mis dos hermanas y por mis desayunos con ella los domingos. También almuerza los viernes en nuestra casa.

Mamá me recibió con café con leche, jamón, lonjas de queso y jugo de lechoza (papaya). Yo puse el pan: Cruasán, Baguette y nuestro Pan de Agua. Al final un café selló el encuentro.

Mamá me habló de Mario, de Alberto, de Marcos; mis hijos; de Patricia mi compañera y de Mónica Patricia, mi nieta por nacer, y en un momento le dije: Mamá, tengo cincuenta y siete años, una esposa a quien adoro, con treinta y dos años de casados y mañana 24 de junio cuarenta años de amores, tengo tres hijos intachables y viene Mónica Patricia, mi nieta. En el mundo en que me muevo nos esforzamos por levantar, apoyar y darle voz a las minorías, a los excluidos; queremos ser la voz de aquellos que no son escuchados. Siento que las parejas que tenemos 40 años de vida común, amándonos, a pesar de los embates de la vida, somos minoría muy menor y en alguna medida somos excluidos.

Mamá, con noventa años y el cerebro intacto, me recitó dos poemas de Amado Nervo como respuesta a mi queja. No mas empezó, recitamos a dúo.

Los que sabemos como querer eternamente somos muy minoría, y a muy pocos les importa.

Que tengan bonita semana.

Mario
www.poemadelunes.blogspot.com
www.quijoteurbano.blogspot.com




 


Señor, Señor, Tú antes, Tú después, Tú en la inmensa
hondura del vacío y en la hondura interior.

Tú en la aurora que canta y en la noche que piensa;
Tú en la flor de los cardos y en los cardos sin flor.


Tú en el cénit a un tiempo y en el nadir;
Tú en todas las transfiguraciones y en todo el padecer;
Tú en la capilla fúnebre, Tú en la noche de bodas;
¡Tú en el beso primero, Tú en el beso postrero!

Tú en los ojos azules y en los ojos oscuros;
Tú en la frivolidad quinceañera y también
en las grandes ternezas de los años maduros;
Tú en la más negra sima, Tú en el más alto edén.


Si la ciencia engreída no te ve, yo te veo;
si sus labios te niegan, yo te proclamaré.

Por cada hombre que duda, mi alma grita: "Yo creo"
¡y con cada fe muerta, se agiganta mi fe!



En paz

Muy cerca de mi ocaso, yo te bendigo, vida,
porque nunca me diste ni esperanza fallida,
ni trabajos injustos, ni pena inmerecida;

porque veo al final de mi rudo camino
que yo fui el arquitecto de mi propio destino;
que si extraje la miel o la hiel de las cosas,
fue porque en ellas puse hiel o mieles sabrosas:
cuando planté rosales, coseché siempre rosas.

...Cierto, a mis lozanías va a seguir el invierno.
¡Mas tu no me dijiste que mayo fuese eterno!

Hallé sin dudas largas las noches de mis penas;
mas no me prometiste tan solo noches buenas;
y en cambio tuve algunas santamente serenas...

Amé, fui amado, el Sol acarició mi faz.
¡Vida, nada me debes¡ ¡Vida. estamos en paz


--
"Precisamente porque soñamos, tenemos derecho a la utopía; y la vida carece de sentido cuando no la vivimos persiguiendo el sueño"

domingo, 16 de junio de 2013

Lunes 17 de Junio de 2013




Hermanos:

En la semana nos enteramos, gracias a The Washington Post, de que el FBI y la Agencia Nacional de Seguridad de Estados Unidos tienen una red de espionaje  que no respeta la privacidad del ámbito íntimo de nadie, acceden a la información privada de los usuarios de Google, Facebook, Microsoft, Yahoo, PalTalk, AOL, Skipe, Youtube y Apple. Ahora sabemos que esa gente puede enterarse de los quereres íntimos, conocer los detalles del amor en las redes, se podrán enterar del dolor de Altagracia, que no pudo atender a tiempo el dengue de su niña y se graduó de malamadre con su muerte, porque hasta eso está en las redes.

Seguro que es muy escasa la información directa de bombas, planes de magnicidios, epidemias virales no fortuitas y el degüello de los Santos Inocentes. Pero no importa, lo que importa realmente es que estos enfermos, porque hay que estar muy enfermo para violentar la privacidad del Ser Humano,  dedican tiempo a elaborar un perfil del "Terrorista", una suerte de historia ilustrada de su vida: qué come, qué bebe, a qué deidad dedica sus plegarias, cuántos son sus niños o sus niñas y cuantas sus mujeres o sus hombres, qué nombres tienen los seres que lo pueblan, por qué causas se agitan sus banderas... Luego de ese perfil del "Terrorista", esos enfermos se dedican a buscar en la Internet a cuanto Ser Humano se acerque a ese perfil para colocarle la etiqueta: "Terrorista"

La pregunta que le quiero hacer a los paladines de la libertad, a los Estados Unidos de Norteamérica es la siguiente: ¿Por qué no le preguntaron a los usuarios de esos servicios de Internet si estaban de acuerdo en aceptar compartir su información privada en aras de la lucha Antiterrorista?

Y no me digan que lo hicieron con un simple anuncio en cada una de esas redes en donde se respondía Sí o No. Porque eso no lo lee nadie y ustedes lo saben y ese anuncio hubiera podido dar permiso a quitarle la vida al usuario, porque nadie se imagina que pueden estar pidiendo permiso para matar ni para espiar. Enfermos!!!!!!!

Vaya desde aquí mi desprecio total para toda esa basura humana que es capaz de espiar. Para ellos y para los que, teniendo alguna posibilidad de influir para que eso no ocurra, guardan silencio. Enfermos!!!!!!!

Bien, después de una historia de muerte, otra de vida. 

Ico Abreu, hermano solidario de luchas y esperanzas, nos acompaña por unas semanas. Nos reunimos el viernes en casa de Ernesto y Claudia, faltó Maribel y se sintió su falta. Cuanto nos queremos!!!!!!!!!!!!!

La Coalición Educación Digna es un referente de como será la sociedad dominicana que soñamos: Justicia y gran ternura.

Bien, ahora a lo nuestro. "Ayer llegó el otoño, el Sol de otoño..."

Casi siempre termino en Benedetti. Fue un poeta que conocí en mis años vitales de la adolescencia.

Hoy les traigo a Mario Benedetti con su poema "A la izquierda del roble". Un poema que expresa cómo, un poeta, respetando la privacidad de una pareja, se aventura a decir cómo el amor se mueve entre ellos, y termina diciendo cómo el amor se mueve dentro de él.

La foto es de Acción Poética Santo Domingo y fue tomada en una esquina del polígono central de la ciudad.

Que tengan bonita semana.

Mario



A la izquierda del roble

No sé si alguna vez les ha pasado a ustedes
pero el Jardín Botánico es un parque dormido
en el que uno puede sentirse árbol o prójimo
siempre y cuando se cumpla un requisito previo.
Que la ciudad exista tranquilamente lejos.

El secreto es apoyarse digamos en un tronco
y oír a través del aire que admite ruidos muertos
cómo en Millán y Reyes galopan los tranvías.

No sé si alguna vez les ha pasado a ustedes
pero el Jardín Botánico siempre ha tenido
una agradable propensión a los sueños
a que los insectos suban por las piernas
y la melancolía baje por los brazos
hasta que uno cierra los puños y la atrapa.

Después de todo el secreto es mirar hacia arriba
y ver cómo las nubes se disputan las copas
y ver cómo los nidos se disputan los pájaros.

No sé si alguna vez les ha pasado a ustedes
ah, pero las parejas que huyen al Botánico,
ya desciendan de un taxi o bajen de una nube,
hablan por lo común de temas importantes
y se miran fanáticamente a los ojos,
como si el amor fuera un brevísimo túnel
y ellos se contemplaran por dentro de ese amor.

Aquellos dos por ejemplo a la izquierda del roble
(también podría llamarlo almendro o araucaria
gracias a mis lagunas sobre Pan y Linneo)
hablan y por lo visto las palabras
se quedan conmovidas a mirarlos
ya que a mí no me llegan ni siquiera los ecos.

No sé si alguna vez les ha pasado a ustedes,
pero es lindísimo imaginar qué dicen,
sobre todo si él muerde una ramita
y ella deja un zapato sobre el césped,
sobre todo si él tiene los huesos tristes
y ella quiere sonreír pero no puede.

Para mí que el muchacho está diciendo
lo que se dice a veces en el Jardín Botánico

ayer llegó el otoño
el sol de otoño
y me sentí feliz
como hace mucho
qué linda estás
te quiero,
en mi sueño
de noche
se escuchan las bocinas
el viento sobre el mar
y sin embargo aquello
también es el silencio
mírame así
te quiero,
yo trabajo con ganas
hago números
fichas
discuto con cretinos
me distraigo y blasfemo
dame tu mano
ahora
ya lo sabés
te quiero,
pienso a veces en Dios
bueno no tantas veces,
no me gusta robar
su tiempo,
y además está lejos
vos estás a mi lado
ahora mismo estoy triste
estoy triste y te quiero
ya pasarán las horas
la calle como un río
los árboles que ayudan
el cielo
los amigos
y qué suerte
te quiero
hace mucho era niño
hace mucho y qué importa
el azar era simple
como entrar en tus ojos
déjame entrar
te quiero
menos mal que te quiero.

No sé si alguna vez les ha pasado a ustedes
pero puedo ocurrir que de pronto uno advierta
que en realidad se trata de algo más desolado
uno de esos amores de tántalo y azar
que Dios no admite porque tiene celos.

Fíjense que él acusa con ternura
y ella se apoya contra la corteza
fíjense que él va tildando recuerdos
y ella se consterna misteriosamente.

Para mí que el muchacho está diciendo
lo que se dice a veces en el Jardín Botánico

vos lo dijiste
nuestro amor
fue desde siempre un niño muerto
sólo de a ratos parecía
que iba a vivir
que iba a vencernos
pero los dos fuimos tan fuertes
que lo dejamos sin su sangre
sin su futuro
sin su cielo
un niño muerto
sólo eso
maravilloso y condenado
quizá tuviera una sonrisa
como la tuya
dulce y honda
quizá tuviera un alma triste
como mi alma
poca cosa
quizá aprendiera con el tiempo
a desplegarse
a usar el mundo
pero los niños que así vienen
muertos de amor
muertos de miedo
tienen tan grande el corazón
que se destruyen sin saberlo
vos lo dijiste
nuestro amor
fue desde siempre un niño muerto
y qué verdad dura y sin sombra
qué verdad fácil y qué pena
yo imaginaba que era un niño
y era tan sólo un niño muerto
ahora qué queda
sólo queda
medir la fe y que recordemos
lo que pudimos haber sido
para él
que no pudo ser nuestro
qué más
acaso cuando llegue
un veintitrés de abril y abismo
vos donde estés
llevale flores
que yo también iré contigo.

No sé si alguna vez les ha pasado a ustedes
pero el Jardín Botánico es un parque dormido
que sólo despierta con la lluvia.

Ahora la última nube a resuelto quedarse
y nos está mojando como alegres mendigos.

El secreto está en correr con precauciones
a fin de no matar ningún escarabajo
y no pisar los hongos que aprovechan
para nacer desesperadamente.

Sin prevenciones me doy vuelta y siguen
aquellos dos a la izquierda del roble
eternos y escondidos en la lluvia
diciéndose quién sabe qué silencios.

No sé si alguna vez les ha pasado a ustedes
pero cuando la lluvia cae sobre el Botánico
aquí se quedan sólo los fantasmas.

Ustedes pueden irse.
Yo me quedo.




--
"Precisamente porque soñamos, tenemos derecho a la utopía; y la vida carece de sentido cuando no la vivimos persiguiendo el sueño"